Ingredientes:

1/2 taza de avena

1/2 taza de quínoa

16-22 dátiles (sin semilla).

3 cucharadas de azúcar de coco

1.5 cucharadas de semillas de chía

1/2 taza de coco en polvo

3/2 taza de agua

1 cucharadita de vainilla en polvo

1/2 taza de nuez molida

2 manos de nueces

3 cucharadas de cacao en polvo

Preparación:

Lavamos la quínoa y remojamos en agua durante 1 hora. 

Trituramos los dátiles, el agua y el polvo de vainilla con la batidora hasta que tengamos una mezcla homogénea. 

Colamos la quínoa.

Mezclamos la quínoa, cacao, las semillas de chía y el azúcar de coco. 

Agregamos el coco en polvo y nueces. 

Agregamos la mezcla de antes y mezcla hasta que tengamos una mezcla homogénea. 

Colocamos un papel de horno en la bandeja para hornear y esparcimos la mezcla sobre la bandeja. 

Horneamos durante 45-50 minutos a 150 ° C, revolviendo cada 15 minutos. 

¡Que aproveche!